A finales de 2009, los que hoy son nuestros socios de honor, nos ofrecieron un espacio maravilloso, una antigua fontanería familiar en el centro de Madrid..

Cuatro personas pusimos toda nuestra ilusión y ganas en preparar y acondicionar el lugar…

Meses después, en diciembre de 2009 inauguramos El Forn del Arte…

Un horno familiar en un pueblo valenciano, fue la inspiración de nuestro nombre.
Las implicaciones familiares, se sumaban a la maravilla que nos parecía imaginarnos aquel horno “compartido”, aquel lugar al que acudían para cocer su alimento…
Fue así como , con el consentimiento de la nieta, Mari, decidimos nombrar a nuestro proyecto El Forn,
con la intención de convertirlo como una vez hicieran sus abuelos, en un lugar de referencia para ver crecer proyectos, tanto nuestros como de otros.

Así comenzamos nuestras andanzas, con un proyecto difuso que se ha ido definiendo con el tiempo. En este tiempo de charlas, reuniones
discusiones y risas tuvimos que aceptar que nuestros procesos de cocción no eran los mismos..  dos de nuestros panaderos, sin los que el Forn no existiría tal y como es hoy,
siguieron su camino.

Hasta el día de hoy El Forn ha:

– Impartido talleres de grabado y encuadernación.
– Realizado Ediciones de grabado.
– Posibilitado el taller a diversos artistas para la creación de su obra.
– Difundido la obra de diferentes jóvenes artistas.

Vamos a continuar con éstas y muchas más cosas…

– Aumentar la oferta de talleres puntuales y cursos trimestrales.
– Crear una red de edición gráfica para que los artistas cuenten con más recursos y conocimientos
a través del proyecto 1/30.
– Dar salida comercial a la producción propia y ajena ( tienda on-line y física).
– Fomentar el interés por la obra gráfica.

Para todo ésto nos encantaría contar con vuestra ayuda.

Por fín, estamos  preparados para dar el  siguiente paso como asociación: TENER SOCIOS!

Anuncios